*

X

Ex directivo de la NSA: "El objetivo final de la NSA es el control total de la población"

Política

Por: pijamasurf - 07/17/2014

William Binney sabe mucho de inteligencia y tiene claro cuáles son los objetivos de la NSA: recolectar toda la información generada por la población para mantener un estricto control de todo lo que hace

The NSA and surveillance made simple

William Binney está alzando la voz contra el estado de vigilancia que la NSA intenta imponernos. Él fue uno de los principales analistas de inteligencia que actuó contra la Unión Soviética durante la Guerra Fría y tuvo cargos de alto nivel dentro de la agencia, pero renunció después del 11 de Septiembre, pues estaba en desacuerdo con las nuevas políticas de vigilancia de Washington.

El 5 de julio, en una conferencia organizada en Londres por el Centre for Investigative Journalism, Binney habló de la extensión de los programas de vigilancia operados por la NSA y ordenados por las administraciones de Bush y Obama. Los números que presentó son abrumadores. Al menos 80% de los cables de fibra óptica a nivel mundial pasan por Estados Unidos, y toda esta información es constantemente grabada y analizada por la NSA.  

Pronto, la NSA tendrá la capacidad de recolectar unos 966 exabytes de información, lo cual equivale al tráfico total de internet en un año. Cada vez generamos más información, y la gran mayoría de estos datos está al alcance de la NSA. Sólo para tener un poco de perspectiva, Eric Schmidt, ex Google, dijo una vez que todo el conocimiento generado por la humanidad, desde el principio de los tiempos hasta 2003, ocuparía solamente unos 5 exabytes.

Binney imagina un futuro en donde la capacidad de vigilancia del gobierno será ubicua y prácticamente ilimitada: “El objetivo último de la NSA es el control total de la población".

Sin embargo, Binney confía en que las aportaciones de personas como Edward Snowden y Julian Assange ayudarán a contener este estado de vigilancia, llevando esta información al debate público. Por ejemplo, las últimas filtraciones de Snowden publicadas por el Washington Post revelan que han sido grabadas conversaciones de estadounidenses promedio sin conexión alguna con grupos extremistas --como se había argumentado.

Uno de los principales problemas, señala Binney, es que poco a poco se va generando un marco legal cada vez más apropiado para el crecimiento de la vigilancia. En 2010, una corte (Fisa) permitió a la NSA espiar a 193 países, además del Banco Mundial, e incluso hay evidencia de que existió vigilancia contra los aliados que se supone eran intocables: Gran Bretaña, Canadá, Australia y Nueva Zelanda.

A pesar de su increíble poder, la NSA ha cometido graves errores, y Binney se burla de su incapacidad para anticipar la intervención rusa en Ucrania y el estado islámico que tomó control de Irak.

Pronto aumentará y se ira perfeccionando la vigilancia, pero también las filtraciones y las voces en contra. Lo importante ahora, como señala Binney, es estar atento a los traidores, que son "toda la gente que está cubriendo los crímenes de la NSA".

Te podría interesar:

4 argumentos fallidos con los que la Casa Blanca intenta explicar por qué la marihuana debe ser ilegal

Política

Por: pijamasurf - 07/17/2014

El gobierno de Estados Unidos intenta explicar por qué la marihuana debería permanecer siendo ilegal pero fracasa crasamente, nota el New York Times

download11

El New York Times se encuentra lanzando una cruzada en pro de la legalización de la marihuana, en lo que es una clara señal de que se vienen buenos tiempos para los fumadores de marihuana en Estados Unidos. El diario más importante de este país, que claramente apoyó la candidatura de Barack Obama, incluso se ha opuesto al mensaje de la Casa Blanca y ha publicado una serie de artículos en los que defiende su postura y sustenta su posición con estudios científicos que demuestran que la marihuana tiene diversos usos medicinales y comparativamente pocos riesgos.

La última manifestación de esta campaña mediática tiene que ver con la respuesta de la Casa Blanca al editorial del Times, la cual, según el diario neoyorkino, simplemente fracasó en argumentar por qué la marihuana debe continuar siendo ilegal. El gobierno de E. U. señaló que la razón por la cual esta planta debe de ser prohibida es debido "a los problemas de salud pública asociados al incremento del uso de marihuana".

El NY Times apunta que esta respuesta es hipócrita si se considera que los chefs de la Casa Blanca hacen cerveza para el presidente --la receta Ale to the Chief puede consultarse en el sitio oficial--, cuando la marihuana supone menos riesgos a la sociedad que el alcohol. (Hipócrita, también, cuando Clinton y Obama han aceptado haber fumado marihuana de manera recreacional, inocuamente).  

A continuación, 4 puntos que rebate el Times sobre la respuesta de la Casa Blanca:

1. El gobierno de E. U. sostiene que la marihuana afecta el cerebro en desarrollo citando un estudio de investigadores australianos.

El NY Times responde: "El estudio ha sico criticado por investigadores noruegos que argumentan que los factores socioeconómicos explican la aparente perdida de IQ y el verdadero efecto de la marihuana es cercano a cero. Y recuerden que nadie responsable está pidiendo que la legalización haga disponible la marihuana a adolescentes".

2. El gobierno de E. U. sostiene que el uso de marihuana lleva a calificaciones más bajas, citando estudios donde se "asocia" el uso de cannabis con menores calificaciones.

El NY Times responde: "De hecho, el sondeo citado por la Casa Blanca advierte: 'Las asociaciones no prueban causalidad. Se necesitan mayores investigaciones para determinar si las bajas calificaciones llevan al alcohol u otras drogas, el alcohol y otras drogas llevan a bajas calificaciones, o algunos otros factores llevan a ambos de estos problemas'".

3.  El gobierno de E. U. sostiene que la marihuana es adictiva.

El NY Times responde: "Este tercer apartado exagera enormemente el tipo de dependencia que experimentan los usuarios de marihuana... Algunos expertos creen que no es más adictiva que el café".

4.  El gobierno de E. U. sostiene que conducir bajo la influencia de la marihuana genera más accidentes de tránsito.

El NY Times responde:

Algunos estudios sugieren que conductores bajo la influencia de la marihuana en realidad sobrestiman el impedimento para conducir y lo hacen de manera más cuidadosa, mientras que conductores bajo la influencia del alcohol tienen menos precauciones. Algunos estudios implican a la marihuana como un factor en accidentes de vehículos motorizados, pero otros no. La combinación de cannabis y alcohol es ciertamente más peligrosa que cada una de estas sustancias por separado.

Así las cosas, queda claro que los puntos de la Casa Blanca son poco contundentes y palidecen ante la evidencia a favor del uso responsable de la marihuana y la información consciente en torno a sus efectos y posibles usos medicinales. El Times recomienda:

dar pasos para regular que la marihuana no sea utilizada por adolescentes. No pedimos que se permita a las personas conducir bajo la influencia de la marihuana: conducir bajo la influencia de cualquier droga, incluyendo la marihuana, es ilegal y debe de mantenerse así. No estamos tampoco urgiendo a los adultos a empezar a fumar marihuana. Simplemente estamos pidiendo al gobierno federal que abra camino para que los estados puedan decidir qué políticas funcionan mejor para sus propios ciudadanos.