*

X

Las Hermanas del Valle: las monjas que cultivan marihuana con fines terapéuticos (FOTOS)

AlterCultura

Por: pijamasurf - 03/27/2016

Este ensayo fotográfico es un atisbo a la vida de dos monjas que cultivan marihuana para producir artesanalmente tónicos terapéuticos

Las cualidades terapéuticas de la marihuana se conocen desde hace siglos, en especial como analgésico y, según ciertas investigaciones recientes, posiblemente también como auxiliar en la curación de ciertos tipos de cáncer.

Hasta ahora, sin embargo, debido a las restricciones legales que existen en numerosos países en torno a esta planta, dichas propiedades tienen que aprovecharse en la clandestinidad, salvo por ciertas excepciones. Una de éstas es una organización asentada en Merced, California, integrada y dirigida por mujeres con una característica especial: visten con hábito, a la manera de ciertas congregaciones femeninas católicas.

No obstante, las Hermanas del Valle no son monjas tradicionales, aunque en su origen estuvieron relacionadas con el catolicismo. Ellas se definen como “monjas anárquicas” a la manera de Santa Escolástica, hermana de San Benito de Nurcia (fundador de los monjes benedictinos y de la regla monacal), quien en el siglo VI de nuestra época fue en contra de la tradición patriarcal de la Iglesia Católica y ella misma fundó el primer convento femenino de la historia, Piumarola, inspirado en el modelo de su hermano.

La labor de las Hermanas del Valle es más bien lejana a la institucionalidad, y si se inspira en Santa Escolástica es porque igualmente va en contra de las normas por un propósito noble: llevar alivio a otros, en este caso, bajo la forma de analgésicos a base de marihuana producidos artesanalmente. Las monjas mismas cultivan, cosechan y procesan la planta para elaborar pomadas, tónicos y otros auxiliares terapéuticos.

Por otro lado, las imágenes que compartimos son obra de los fotógrafos Shaughn Crawford y John DuBois, quienes con esta serie nos entregan un atisbo a la vida cotidiana de las Hermanas, rodeada de trabajo, tranquilidad y, claro, marihuana.

 

¿Qué es un vampiro psíquico? ¿Eres tú uno? ¿Tu pareja o algún amigo? Descúbrelo aquí

AlterCultura

Por: pijamasurf - 03/27/2016

El vampirismo energético es una práctica a la que todos estamos expuestos de forma cotidiana, ya sea como vampiros o como víctimas

El "vampirismo psíquico" es un fenómeno que ha llamado mucho la atención desde hace décadas, tanto por morbo como por las implicaciones cotidianas, tangibles, que puede tener. Tiene básicamente dos acepciones, que a continuación desglosamos:

1. Una hasta cierto punto más literal y estricta, que se refiere a la extracción voluntaria de energía vital de una persona, generalmente mediante técnicas puntuales, algunas de ellas bastante sofisticadas o que requieren de una cierta maestría.

2. La otra es más metafórica, aunque mucho más recurrente, y tiene que ver con dinámicas en las que una persona, de manera consciente o no, drena de energía a otra. Esto generalmente responde a que la primera persona, la que ejerce el vampirismo psíquico, se encuentra particularmente débil en los planos emocional o espiritual y tiende a buscar la energía de otros individuos "mejor parados", y que por lo general terminan siendo amistades, colegas o parejas, para resarcir su falta de energía. 

Por ahora nos concentraremos en la segunda de las formas, ya que es mucho más común y la mayoría de nosotros estamos expuestos a sus implicaciones. En este caso, casi cualquiera hemos estado involucrados en una o varias de estas interacciones, incluso de cualquiera de los lados, ya sea como víctima o, por qué no, como vampiro.

tumblr_msvlamA94C1shbzgxo1_500Tal vez el paso más importante que podemos tomar respecto al vampirismo psíquico es hacerlo consciente. Es decir, darnos cuenta si estamos ejerciéndolo o alguien lo está implementando sobre nosotros. Para esto basta observar a conciencia nuestras relaciones y, en caso de que eso no sea suficiente, entonces quizá las siguientes preguntas puedan ayudar:

¿Te sientes particularmente energetizado o drenado cuando estás acompañado de una persona determinada?

* En caso afirmativo, esto puede sugerir una dinámica de extracción no armónica de energía entre los involucrados.

¿Cuando estás a solas sientes un vacío que consciente o inconscientemente buscas llenar procurando la compañía de alguien? ¿Tienes algún amigo o relación cercana que le suceda esto y que te busca con frecuencia? 

* En caso afirmativo esto puede deberse a múltiples causas, pero una de ellas está asociada a esta vacuidad que caracteriza a los vampiros energéticos.

¿Tienes propensión a la manipulación frente a la gente que te rodea?, ¿O alguna persona o personas cercanas a ti la tienen y tratan de ejercerla sobre ti?

* Obviamente este es un rasgo de personalidad que mucha gente puede tener sin que ello implique el radical calificativo de "vampiro psíquico", pero en todo caso abona un par de puntos a la posibilidad.

¿Durante una relación sexual --por cierto, uno de los actos donde mayor intercambio de energía existe-- procuras la satisfacción personal a toda costa o también consideras el placer de la otra persona?

* Los vampiros energéticos, al igual que los psicópatas, gustan de tener pleno control durante el coito y siempre privilegian, absolutamente, su placer personal. 

¿Cuando hablas por teléfono con alguien tu interlocutor es generalmente el que decide terminar la conversación? ¿O te ocurre que terminas exhausto después de hablar por teléfono con alguien en particular?

¿Gozas particularmente cuando tienes el reflector o foco de atención sobre ti? ¿Te sientes revitalizado, o tienes a alguien cercano a quien le ocurre?

Para los vampiros psíquicos en especial, tener la atención resulta sumamente gratificante, ya que a fin de cuentas la atención es energía orientada hacia esa persona. 

Estas son sólo algunas interrogantes cuyas respuestas podrían serte de utilidad al repasar tu panorama social y personal en busca de determinar si estás inmiscuido, en cualquiera de los dos roles posibles, en dinámicas de vampirismo psíquico. Obviamente ninguna respuesta es absoluta, pero te invitamos a reflexionar en ellas, a responderlas, y sobre todo a estar consciente de cómo funcionan tus relaciones personales. 

Y si quieres profundizar en el tema, entonces te recomendamos que leas el libro Psychic Self Defense, de Dion Fortune.