*

X

¿Cómo se define la masculinidad moderna? Teniendo músculos y dinero... y guardándose las emociones

Sociedad

Por: pijamasurf - 05/19/2016

Las presiones y expectativas sociales que vive el hombre en el mundo moderno

Grayson Perry es un hombre transexual que ha estado haciendo un minucioso estudio de lo que es la masculinidad moderna. Perry es ganador del reconocido Turner Prize, el cual se entrega a artistas en Gran Bretaña, y recientemente ha llevado su exploración crítica a la TV con el show Grayson Perry: All Man.

Este artista británico señala que los hombres modernos siguen creyendo que "rompen el contrato entre hombres si lloran mucho. Es por ello que los hombres se suicidan más --se lo guardan, se lo guardan, se lo guardan, hasta que se ven completamente abrumados".

Perry hace referencia al alarmante índice de suicidios en su país: los hombres de entre 20 y 49 años de edad tienen mayor tendencia a morir suicidándose que por cualquier otra causa de muerte. Y explica que, en un mundo en el que la labor manual está en declive --siendo reemplazada por máquinas, las características asociadas con la agresividad son cada vez más redundantes.

Siguiendo la investigación de Perry, The Guardian preguntó a sus lectores en diferentes partes del mundo qué se siente ser hombre en sus diferentes países o ciudades y con qué expectativas de la masculinidad conviven. 

Un joven gay londinense dijo que en esta ciudad aparentemente progresiva suele encontrase con personas que "le exigen ser un hombre de verdad" e incluso entre los hombres gays existe un fuerte sector que sólo sale con hombres que no muestran signos de feminidad, lo que se llama "masc 4 masc".

Un lector chileno escribe: "Desafortunadamente, ser un hombre en el mundo moderno significa ganar mucho dinero y verse bien. Cada día nos bombardean con anuncios de imágenes del 'hombre perfecto', quien puede hacer lo que quiera porque tiene dinero y músculos". El joven agrega que hoy en día ya se espera que el hombre también se arregle y produzca una imagen conforme a los estándares que se ven en los medios. En esto las mujeres llevan ventaja --habiendo sufrido la presión mediática de conformarse a un ideal de belleza y "deseabilidad", algo que cada vez más está ocurriendo también para los hombres (la imagen del ideal que se maneja en los medios se interioriza). En el caso de los hombres la presión extra viene del lado de tener dinero: en nuestra sociedad materialista, se asume que un hombre atractivo es capaz de mantener a una mujer. 

Un hombre de Cambridgeshire añade que hay una crisis de identidad ya que por una parte muchas mujeres esperan lo que se llama "un hombre verdadero", un hombre fuerte capaz de resolver tareas físicas al tiempo que se busca una sensibilidad emocional. A la par, los hombres siguen glorificado el prototipo de "macho alfa", lo cual da lugar a la "lad culture", la cultura machista de deportes, cervezas y aparente rudeza emocional. ¿Un hombre con un rifle, una sexy mujer y un gatito?

Ahora bien, hay que señalar que el tema es complejo. Si bien la apertura a diferentes formas de percibir y ejercer la masculinidad debe ser bienvenida y fomentada, también es cierto que existe un factor biológico e incluso arquetípico que hace que las mujeres (y al parecer algunos homosexuales también) se sientan atraídas por hombres que muestran caracteres esencialmente masculinos, ya sea en la forma de sus cuerpos, en ciertos gestos o en actitudes que comunican esta masculinidad. Claro que estos factores de afirmación de la masculinidad, ligados a la expansión, la acción, la toma de iniciativa, la fuerza física y emocional, no tienen que estar peleados con la sensibilidad, la apertura emocional e incluso la dulzura. Un famoso escritor alguna vez dijo que "todo hombre sabio está en contacto con su lado femenino", y de hecho este es uno de los rasgos distintivos de un hombre maduro. Al final de cuentas todos somos hombres y mujeres, andróginos que se inclinan a un lado del espectro. Dicho eso, tampoco es necesario que los hombres dejen de expresar ciertos rasgos de masculinidad arquetípica, lo cual sería lo mismo que decirle a una mujer que no exprese su feminidad con su sensualidad, con su tendencia a lo maternal o alguna otra característica. 

Al lector (o a la lectora) le podrá interesar un popular artículo en el que Carl Safina describe las verdaderas características de los machos alfa, basadas en su estudio de los lobos. Escribe:

En mis observaciones de los lobos que viven en manadas en el parque nacional de Yellowstone, en Estados Unidos, he visto que los machos que mandan no lo hacen de forma forzada, ni dominante, ni agresiva para con los que les rodean. Los lobos auténticos no son así.

Sí son, en cambio, de otra forma: el macho alfa puede intervenir de forma decisiva en una cacería pero, inmediatamente después de la captura, irse a dormir hasta que todo el mundo está saciado. “La principal característica de un lobo macho alfa”, dice el guardabosques y veterano estudioso de esta especie Rick McIntyre mientras los observamos, “es una discreta confianza y seguridad en sí mismo. Sabe lo que tiene que hacer; sabe lo que más conviene a su manada. Da ejemplo. Se siente a gusto. Ejerce un efecto tranquilizador”. En definitiva, el macho alfa no es agresivo, porque no necesita serlo. 

Osel Hita Torres: la reencarnación budista que renegó de la tradición

Sociedad

Por: admin - 05/19/2016

En vez de llevar una vida monástica, siguiendo las 7 nobles verdades, usa pantalones baggy, lleva el pelo largo y maneja con mayor familiaridad la cultura popular anglosajona que la gran tradición budista

osel-ar

El joven Osea Hita Torres, de 24 años, reencarnación del Lama Yeshe, elegido por el Dalai Lama, da la espalda al budismo y a una tradición de hombres dioses milenaria.

En vez de llevar una vida monástica, siguiendo las 7 nobles verdades, usa pantalones baggy, lleva el pelo largo y maneja con mayor familiaridad la cultura popular anglosajona que la gran tradición budista.

Según sus palabras, en entrevista con el periódico español El Mundo , se quejó de una juventud sin televisión, chicas y futbol. Para él, las películas también están prohibidas, excepto por una versión censurada de la película The Golden child sobre el secuestro de un niño lama ( el actor de la sonrisa alba, Eddie Murphy) con poderes especiales, con la que nunca se sintió identificado.

Nunca vio una pareja besarse hasta los 18 años y su primera experiencia en una discoteca fue un shock: " Me sorprendió ver a todos bailando. ¿Qué es lo que hacían todas esas personas botando, pegadas la una a la otra, encapsuladas en una caja de humo?".

Al día de hoy, el joven promesa de la reencarnación, se encuentra estudiando cine en Madrid y ha denunciado a la cultura tibetana por ponerlo en status de santidad, según sus propias palabras: “Me alejaron de mi familia y me pusieron en un contexto medieval que me causo muchísimo sufrimiento. A pesar de su rebeldía, el joven granadino, todavía es conocido como el Lama Tenzin Osel Rimpoche y es reverenciado por la comunidad budista, además de ser el heredero de la Fundación para Presevar la Tradición Mahayana, que fundara el Lama Yesha, del cual es reencarnación.

En 1986 los padres de Osel lo llevaron a ver al Dalai Lama, y fue escogido de entre otros nueve. A los seis se le permitió socializar, pero sólo con otras almas reencarnadas. Según la fuente española, a la mayoría de edad, se fugó del monasterio para llevar una vida anónima en Madrid.

Para el día de hoy, Osel, en su página oficial, ha hecho una declaración al respecto. Entre otras cosas, agradece la oportunidad de haber crecido con la tradición oriental y occidental, lo que le permitió absorber lo mejor de dos mundos. También puntualiza sobre lo difícil que fue vivir una infancia monástica en la India, pero reconoce que a la larga fue bueno y lo aprecia. Continúa refiriendo la poca ética de los medios de comunicación que sensacionalizan cualquier noticia inusual, como la suya. Insta a los lectores a no creer todo lo que leen en los medios, pero en ningún momento desmiente puntos concretos sobre la entrevista realizada el domingo por el diario El Mundo .

Por último, Osel explica su misión a través del cine, dando a entender que lo que busca, como muchos otros jóvenes, es una nueva forma de difundir grandes verdades, nuevos métodos que puedan ser más atractivos, y más directos.

Dejando un poco de lado la polémica sobre su vida personal, valdrá la pena seguir de cerca el trabajo de Osel, que sin duda tendrá una impronta cargada de sacralizad y de rebeldía, de oriente y occidente, una síntesis singular que será útil para entender nuestros tiempos.

Página ofical de Osel

Can You Choose Your Reincarnated Successor? (New York Times) Nota del Guardian