*

X

Veterinario que posaba con sus trofeos de cacería muere tras caer de un precipicio mientras cazaba

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 12/19/2016

A veces el karma se materializa de forma violenta y muy evidente; este podría ser uno de esos casos

El hecho de que un veterinario, una persona que por profesión pensaríamos que ha desarrollado una especial empatía y un profundo cariño por los animales, pose en fotografías presumiendo sus trofeos de caza, por ejemplo un león, es algo simplemente aberrante. Tal vez por eso cuando el italiano Luciano Ponzetto, quien ejercía como veterinario cerca de Turín, publicó en sus redes sociales imágenes que mostraban a sus presas (un león, un leopardo, un borrego cimarrón, etc.), las imágenes produjeron particular aversión y una enérgica condena. 

Múltiples activistas se unieron para denunciar el comportamiento de Ponzetto e incluso se creó una página dedicada a condenar su actuar. Sin embargo, nada de esto fue suficiente para convencerlo de frenar sus prácticas de cacería. Nada hasta que irrumpió el karma, vestido de muerte. 

El diario británico The Sun recién informó que el odiado veterinario murió tras resbalar sobre una roca y caer a un precipicio. Todo esto ocurrió mientras Ponzetto estaba en busca de aves salvajes para cazar. 

Obviamente no queremos siquiera insinuar que alguien que caza debiera morir. Pero sí llamó nuestra atención la correspondencia entre ambas situaciones –la paradoja del veterinario que caza y presume sus presas en Facebook y su eventual muerte, tras negarse a cesar sus actividades de cacería, mientras cazaba. 

Registran la ola más alta jamás captada de la historia: 19 metros

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 12/19/2016

El gigante de agua fue captado entre la costa de Reino Unido e Islandia, y es hasta ahora la ola más alta que se haya registrado

Las olas son seres que a lo largo de la historia han embelesado a los hombres. Su ritmo, sonido, forma y, quizá en especial, su fuerza, son los ingredientes que les han valido un lugar especial en nuestro imaginario. Pero, ¿te imaginas enfrentar una ola de 19m de altura?

Recién se confirmó que una ola captada en las aguas del Atlántico Norte, en algún punto entre las costas británica e islandesa, alcanzó tal altura. Esto la coloca como la ola más alta jamás registrada. Lo anterior fue anunciado por la World Meteorological Organization y este "ejemplar" superó el récord de su antecesor, 18.2m, que pertenecía a otra ola de las mismas aguas.

Existe algo de polémica ya que anteriormente se habían reportado olas de 29 y 23.4m, pero ninguna de ellas fue medida con los métodos que avala la WMO. Independientemente de esto, siquiera concebir una ola de 19m es ya un ejercicio vertiginoso. 

Cabe señalar que la imagen no fue captada por un ser humano sino por una boya meteorológica y, de hecho, en la imagen no se aprecia una ola con la espectacularidad a la que estamos acostumbrados sino una inconmensurable y preciosa abstracción azul grisácea.