*

X

¿Eres perfeccionista? Esta estrategia te ayudará a evitar la frustración

Buena Vida

Por: PijamaSurf - 02/23/2017

Con un método simple que abona en nuestros hábitos de salud mental podemos alejarnos del dolor y frustración que causa fracasar o ser rechazado

Cualquier persona creativa sabe que la búsqueda de un trabajo significativo también implica estar a bordo de una montaña rusa emocional. En un momento estás en la cima del mundo y luego, un correo electrónico decepcionante o un comentario crítico acerca de tu trabajo te sumen en la desesperación.

Quienes están orgullosos de orientar su trabajo de acuerdo con objetivos pueden envolverse emocionalmente en el éxito de tal forma que los resultados condicionan su felicidad, pues empiezan a identificarse con el logro.

Es fácil mantenerse motivado cuando las cosas van bien en tu carrera. Pero cuando has invertido todo tu ser en la escritura, las artes o en iniciar un negocio propio, no cumplir las expectativas puede ser un gran golpe.

Desafortunadamente, no siempre podemos controlar los resultados de nuestros esfuerzos. Pero sí podemos prepararnos mejor para la posibilidad del fracaso. Podemos construir la resiliencia necesaria para seguir esforzándonos sin importar los contratiempos, críticas ni reveses. La clave es hacer un plan de contingencia emocional:

 

 

Cuando el trabajo se hace personal

La película No lo pienses dos veces (Do not Think Twice, 2016) cuenta la historia de un grupo de amigos cercanos que son miembros de una compañía de comedia de improvisación. Cuando uno de ellos logra el éxito, el resto lucha para hacer frente a sus sentimientos de insuficiencia y fracaso.

El problema que estos amigos están experimentando es que cuando estás demasiado involucrado emocionalmente en cualquier rol, como ser un comediante, los eventos adversos parecen representar una amenaza para el núcleo mismo de tu identidad. El proceso de ser afectado demasiado fácilmente o controlado por eventos negativos se llama sobreidentificación. En este estado una persona puede romantizar el pasado, cuando las cosas eran mejores. De hecho, un miembro de la compañía de comedia, sólo quiere volver a la forma en que eran las cosas antes, cuando eran un equipo muy unido de seis. Otros pueden dejar que un fracaso los defina. Por ejemplo, otro miembro de la compañía se enoja y deprime porque toma el éxito de su amigo como una afrenta personal.

Para cada persona en la película el problema se reduce a la gestión de sus propios recursos internos. Ellos necesitan una estrategia que les permita actuar frente a la adversidad en lugar de ser afectados por ella. Una de estas estrategias se conoce por un nombre alegre: el método WOOP.

El método WOOP fue creado por los profesores de psicología Gabriele Oettingen y el doctor Peter Gollwitzer de la Universidad de Nueva York, y se ha probado científicamente que mejora todo, desde el logro académico hasta la adicción a las drogas. La estrategia utiliza el contraste mental para ayudar a desarrollar un plan concreto para lograr un objetivo, así como la forma de recuperarse si no se consigue. Así es como funciona:

 

Pide un deseo

Elije una meta que sea importante para ti. Debe ser desafiante pero alcanzable:

"Quiero terminar de escribir 3 mil palabras para el final del mes".

 

Imagina un resultado

Imagina el mejor resultado si este deseo se hace realidad:

"Me siento orgulloso de mí mismo porque estoy progresando".

 

Identifica el obstáculo

Identifica el principal obstáculo interior que se interpone en el camino, como una emoción, una creencia irracional o un mal hábito. ¿Qué hay dentro de ti que te impide cumplir tu deseo?:

"Me distraigo en las redes sociales, luego me castigo porque nunca hago lo que quiero".

 

Traza un plan

Ahora, crea tu contingencia. Es decir, si te enfrentas con (obstáculo), entonces vas a (tomar esta acción efectiva en respuesta):

“Si me encuentro evitando escribir, entonces desactivaré el Internet”.

 

Pensar en los obstáculos a futuro puede ser desmoralizante; sin embargo, el método WOOP te ayuda a construir un plan de contingencia emocional. Reestructurando los obstáculos como oportunidades (y no como devastadores eventos inmanejables) se interioriza menos el fracaso y se pueden superar fácilmente las dificultades del pasado al seguir los pasos de acción que se han establecido.

 

 

Haz un balance

Otra forma de planificación de contingencia emocional consiste en diversificar tus metas. De acuerdo con una investigación de calidad de vida, las personas experimentan niveles más altos de bienestar cuando tienen múltiples metas en diferentes dominios de la vida y no sólo en un área.

Esencialmente, esto respalda el viejo adagio "No pongas todos tus huevos en una sola canasta". Fijar todas las metas en actividades profesionales puede resultar contraproducente, dejándote siempre al borde del exceso de inversión emocional.

Es difícil desperdiciar demasiado tiempo en una carta de rechazo si tienes una clase de cocina en la misma noche y además tienes planes de ir a un viaje de campamento con amigos durante el fin de semana.

De esta manera, puede ser útil pensar mejor en nuestras vidas como un "pastel de felicidad", compuesto por diferentes segmentos como la carrera, la familia, la salud, los amigos y la comunidad. Sí, algunas rebanadas pueden ser más grandes que otras. Pero, en última instancia, es importante cada sector de las necesidades, no porque en conjunto te conviertan en una persona exitosa sino porque te vuelven una persona sana y en proceso de crecimiento.

Si comienzas a sentir que el trabajo tiene una importancia demasiado grande sobre tu identidad, haz un balance de cada área de tu vida. Reflexiona sobre tus compromisos y prioridades en categorías como:

 

Dinero y finanzas

Proyectos profesionales

Amigos y lazos sociales

Aprendizaje y crecimiento

Salud y Belleza

Servicio y contribución

Placer y diversión

 

Este enfoque evita la sobreinversión en cualquier área y te permite fijar metas más equilibradas para nutrir todas las áreas de tu vida.

Si para ti es importante hacer actividades que desarrollan tu creatividad, y a pesar de ello tus suministros de arte están acumulando polvo, ¿qué acción podrías tomar la próxima semana para cambiar eso?

De la misma manera, el impulso positivo en un aspecto puede beneficiar a otros. Si estás haciendo un esfuerzo consciente para mejorar continuamente y salir de tu zona de confort, esa confianza puede pasar a otras áreas. En pocas palabras, cuando te sientes bien después de alcanzar un objetivo, es más fácil lograr otros. Cuanto mayor sea tu reserva de motivación, más herramientas tendrás cuando las cosas se pongan difíciles. Así que da el salto y prueba esa clase de guitarra o yoga. Tales actividades pueden darte el impulso de confianza que necesitas para navegar por la montaña rusa emocional de una vida significativa y más plena.

13 cosas a las que debes renunciar si quieres tener éxito

Buena Vida

Por: PijamaSurf - 02/23/2017

A través de estos sencillos cambios y renuncias tu vida tomará un nuevo rumbo hacia la plenitud

 

Alguien me dijo una vez la definición del infierno:

"En su último día en la Tierra, la persona que fue

se reunirá con la persona que pudo haber sido".

Anónimo

 

Sin importar la definición que tengamos del éxito, a veces no necesitamos agregar más cosas para alcanzarlo y acercarnos a la persona que podemos llegar a ser, simplemente tenemos que renunciar a algunas de ellas.

 

Renuncia a un estilo de vida poco sano

 

Cuida tu cuerpo. Es el único lugar donde tienes que vivir.

Jim Rohn

 

 

Si quieres lograr algo en la vida, todo comienza aquí. Primero tienes que cuidar tu salud, y para ello sólo hay dos cosas que debes tener en cuenta: comer bien y hacer ejercicio. Son pequeños pasos, pero algún día te darás las gracias por darlos.


 

Renuncia a la mentalidad a corto plazo

 

Sólo vives una vez, pero si lo haces bien, una vez es suficiente.

Mae West

 

Las personas exitosas se fijan metas a largo plazo y saben que estos objetivos son el resultado de hábitos a corto plazo que necesitan hacer todos los días. Estos hábitos saludables no deben ser algo que haces sino algo que encarnas.

 

Renuncia a hacer lo mínimo indispensable

 

Tu pequeñez no le sirve al mundo. No hay nada iluminado en encogerse para que otras personas no se sientan inseguras a su alrededor. Todos estamos destinados a brillar, como hacen los niños. No es sólo para algunos de nosotros, es algo que está en cada uno, y mientras dejamos que nuestra luz brille, inconscientemente damos permiso a otros para hacer lo mismo. A medida que nos liberamos de nuestro miedo, nuestra presencia automáticamente libera a otros.

Marianne Williamson

 

Si nunca intentas tomar grandes oportunidades ni permites que tus sueños se conviertan en realidades no desarrollarás tu verdadero potencial, y el mundo nunca se beneficiará de lo que podrías lograr. Expresa tus ideas, no tengas miedo de fallar y, sobre todo, no tengas miedo de tener éxito.

 

Abandona las excusas

 

No se trata de las cartas que se reparten, sino de cómo juegas la mano.

Randy Pausch

 

La gente asertiva sabe que es responsable de su vida sin importar su punto de partida, debilidades y fracasos pasados. Darte cuenta de que tú eres responsable de lo que sucede en tu vida es aterrador y emocionante al mismo tiempo. Cuando lo haces eso se convierte en la única manera en que puedes tener éxito, porque las excusas nos limitan y nos impiden crecer personal y profesionalmente. Sé dueño de tu vida, nadie más lo será.

 

Renuncia a tu mentalidad fija

 

El futuro pertenece a aquellos que aprenden más habilidades y las combinan de maneras creativas.

Robert Greene

 

Las personas con una mentalidad fija piensan que su inteligencia o talento son simplemente rasgos estáticos que no deben cambiar y que el talento crea éxito sin esfuerzo, pero están equivocadas.

La gente exitosa invierte una cantidad inmensa de tiempo todos los días para desarrollar una mentalidad de crecimiento, adquirir nuevos conocimientos, aprender nuevas habilidades y cambiar su percepción para beneficiar sus vidas. Recuerda: quien eres hoy no es quien tienes que ser mañana.


Olvídate de las soluciones instantáneas

 

Cada día, en todos los sentidos, me estoy poniendo cada vez mejor.

Émile Coué

 

Las personas exitosas saben que hacer pequeñas mejoras cada día dará resultados a largo plazo. Es por eso que se debe planear para el futuro, pero centrándose en el día que está por delante.

 

Renuncia a tu perfeccionismo

 

Disponibilidad supera perfección.

Khan Academy's Development Mantra

 

Nada será perfecto, no importa lo mucho que lo intentemos. El miedo al fracaso (o incluso el temor al éxito) a menudo nos impide ponernos en acción y poner nuestra creación en el mundo, pero muchas oportunidades se perderán si esperamos a que las cosas estén bien.

 

Renuncia a la multitarea

 

Nunca llegará a su destino si se detiene y arroja piedras a cada perro que ladra.

Winston S. Churchill

 

La gente exitosa sabe esto. Es por eso que eligen una cosa y luego la convierten en su misión. No importa de qué se trate --una idea de negocio, una conversación o un entrenamiento, estar plenamente presente y comprometido con una tarea es indispensable.

 

Abandona tu necesidad de controlarlo todo

 

Algunas cosas dependen de nosotros, y algunas cosas no dependen de nosotros.

Epicteto, filósofo estoico

 

Diferenciar estas dos cosas es importante. Olvídate de lo que no puedes controlar y enfócate en lo que sí depende de ti, incluso si, a veces, lo único que podrás controlar es tu actitud hacia algo.

 

Abandona la obligación de decir "sí" a las cosas que no apoyan tus metas

 

El que logra poco debe sacrificar poco, el que logra mucho debe sacrificar mucho.

James Allen

 

Las personas exitosas saben que para lograr sus metas tendrán que decir "no" a ciertas tareas, actividades y demandas de sus amigos, familiares y colegas. En el corto plazo puedes sacrificar un poco de gratificación instantánea, pero cuando tus metas lleguen a buen término todo valdrá la pena.

 

Abandona a la gente tóxica

 

Eres el promedio de las cinco personas con las que pasas más tiempo.

Jim Rohn

 

Las personas con las que pasamos más tiempo se suman a lo que nos convertimos. Hay individuos que están menos realizados en su vida personal y profesional, y hay quienes están más realizados que nosotros. Si pasas tiempo con gente que se encuentra en un buen proceso de desarrollo personal, no importa lo desafiante que pueda ser, llegarás a tener más éxito. Observa tu alrededor y ve si necesitas hacer cambios.

 

Renuncia a la necesidad de agradar a los demás

 

La única manera de evitar pisar a la gente es no hacer nada importante.

Oliver Emberton

 

No podemos esperar que todas las personas piensen de la misma manera. Siempre habrá quienes se identifiquen contigo y quienes no lo harán, y eso no implica que alguien tenga la razón, sólo significa que somos seres complejos y singulares. Esto es totalmente natural, y por ello no hay necesidad de que justifiques tu manera de ser o de pensar.

Lo único que puedes hacer es ser honesto, dar algo bueno de ti cada día y saber que el creciente número de gente en desacuerdo significa que estás haciendo cosas que pueden incomodar o confrontar los prejuicios o las ideas de los demás pero ésa ya no es tu responsabilidad. El desacuerdo no es malo, es necesario para avanzar.

 

Renuncia a tu dependencia a las redes sociales y a la televisión

 

El problema es que crees que tienes tiempo.

Jack Kornfield

 

La navegación compulsiva en la web y la televisión es una enfermedad de la sociedad actual. A menos que tus objetivos dependan de estos medios, debes minimizar (o incluso eliminar) tu dependencia a ellos y dirigir ese tiempo hacia cosas que puedan enriquecer tu vida.