*

X

Según Stephen Hawking tendremos que dejar la Tierra en los siguientes 100 años: ¿tiene razón?

Ciencia

Por: pijamasurf - 05/04/2017

Hawking plantea que la humanidad será destruida si no logra escapar de este planeta en los siguientes 100 años

Stephen Hawking, probablemente el científico más reconocido de la actualidad, ha generado polémica por afirmar que la humanidad deberá dejar el planeta Tierra en los siguientes 100 años si quiere sobrevivir. Hawking hace esta afirmación en el documental Expedition New Earth producido por la BBC, en el cual el astrofísico y su alumno Christophe Galfard emprenden una búsqueda explorando cómo el ser humano podría subsistir en el espacio.

Hawking mantiene que debido al cambio climático, las epidemias, la sobrepoblación, las guerras y los posibles asteroides, la Tierra dejará de ser un lugar propicio para el mantenimiento de la vida, por lo cual el ser humano necesariamente deberá buscar un nuevo hogar. Esta idea sugiere que se pongan todos los esfuerzos en el desarrollo de tecnología que pueda llevarnos a otro sistema solar, ya que no existe un planeta habitable en nuestro propio sistema, e incluso si todas estas cosas sucedieran al mismo tiempo, la Tierra seguiría siendo un mejor lugar que Marte o la Luna para nosotros. Por otro lado, un viaje a otro sistema solar no parece ser algo que pueda lograrse masivamente bajo ninguna perspectiva, por lo cual sólo podría ser un buen escape, si acaso, para una élite. Esto revela el talante de lo que realmente ocurre: la élite económica y tecnológica no tiene sentido de responsabilidad con el planeta y no repara demasiado en destruir su casa si es que puede comprar otra.

Todas las amenazas que Hawking menciona (salvo el impacto de un asteroide) podrían ser modificadas por el ser humano con inteligencia, compasión, voluntad y organización. Hawking, sin embargo, no cree que seamos capaces de cambiar este curso ya que, según él, el ser humano tiene ciertas deficiencias. Por eso pide un gobierno global o, en su defecto, apuesta a que la tecnología nos podrá propulsar fuera de nuestra casa incendiada (creyendo claramente que lo mejor del ser humano es su tecnología, siendo que ésta es justamente la que nos está obligando a escapar). En cierta forma, lo que propone no es distinto a construir una nave espacial para salir de una casa que se está quemando en vez de intentar apagar el fuego con el esfuerzo coordinado de los involucrados, e incluso si esta casa se quema, luego reconstruirla y construir ahí mismo otra. Pero tal vez tenga razón y la estupidez humana, como dice la frase popular, no tiene límite.

Aun si llega la destrucción en este próximo siglo por los medios que advierte Hawking (algo no del todo improbable), de todas maneras la Tierra será seguramente nuestra mejor opción para sobrevivir, aunque sea una supervivencia que signifique empezar de nuevo, de manera rústica, sin los lujos a los que estamos acostumbrados. Y es que antes de que se destruya la Tierra y la vida, se destruirá la civilización humana como la conocemos (esto es lo que sugiere Platón con el mito de la Atlántida); la vida misma y la fertilidad de la Tierra proveerán nuevas oportunidades para la evolución de la inteligencia. Tal vez más importante que prepararnos para escapar a otro mundo es pensar en cómo podemos mejorar el que tenemos y cultivar nuestra propia conciencia para algún día finalmente entender de manera colectiva nuestro propósito en este planeta, con el cual podremos vivir en equilibrio y armonía.

¿En dónde se encuentra el Yo? Estas imágenes te lo mostrarán

Ciencia

Por: PijamaSurf - 05/04/2017

Para Dunn y Edwards, el self sólo es y se encuentra en todos lados

Más allá de las vertiginosas experiencias que un experimento en clase de biología puede dejar impregnadas en la memoria (como hacerle cortes al cerebro duro y en cloroformo de un animal), la fisiología del cerebro humano puede llegar a ser fascinante. Para demostrarlo, tanto el artista y neurocientífico Greg Dunn como el artista y el físico aplicado Brian Edwards crearon Self Reflected. 

El self, esta esencia de la mente que inunda cada cuerpo, es el encargado de realizar la unión entre el inconsciente y el consciente, entre el ello y el superyó. Es el único elemento de nuestra psique que puede modificarse a lo largo del tiempo, mediante eventos traumáticos y catárticos, y que puede provocar locura o trascendencia. Sin embargo, pese a numerosas investigaciones neurológicas, los especialistas siguen sin descubrir en dónde se halla físicamente el self en el cerebro. 

Pero para Dunn y Edwards, el self sólo es y se encuentra en todos lados. Por esta razón quisieron realizar Self Reflected, un proyecto en el que se visualizara, de alguna manera, el self en el cerebro. Mediante imágenes (no reales), los autores trataron de “elucidar la naturaleza de la conciencia humana, creando un puente de conexión entre el misterioso cerebro a nivel macroscópico y el comportamiento de las neuronas a nivel microscópico”. Se trata, en otras palabras, de un:

Insight sin precedentes del cerebro en él mismo, revelando a través de una llamada ‘reflective microetching’ que hace un enfoque enorme en la bella y balanceada coreografía de las neuronas diseñado para reflejar qué está ocurriendo en nuestras mentes mientras observamos el trabajo del arte. 'Self Reflected' se creó para recordarnos que la máquina más maravillosa que se conoce en el universo se encuentra en el interior de nuestro ser y es la raíz de la humanidad que compartimos.

Las imágenes no son scans del cerebro, sino representaciones de las conexiones neuronales y otras estructuras cerebrales. Estos son algunos ejemplos de Self Reflected que evidencian el lado maravilloso del ser humano: