*

X

El simplemente genial discurso de Jim Carrey para la ceremonia de graduación de una universidad (VIDEO SUBTITULADO)

AlterCultura

Por: pijamasurf - 01/18/2018

Uno de los discursos para una ceremonia de graduación más geniales jamás dichos. Carrey combina el humor con un profundo entendimiento espiritual

Jim Carrey ha sufrido una de las transformaciones de conciencia más visibles en los últimos tiempos. Siendo una de los actores de Hollywood más reconocidos, en los últimos años ha vivido una cierta forma de crisis catártica espiritual que algunos ven como una especie de despertar o iluminación y otros como un delirio en el que lo cómico se ha convertido en algo político, política espiritual, basada en ideas orientales, como el advaita vedanta. De cualquier manera Carrey sigue siendo un tipo brillante, probablemente más que antes, con ideas más interesantes y sin duda es un excelente orador, ideal para hablarle a los estudiantes que se graduaban en la Universidad de Maharishi, una universidad basada en las enseñanzas del famoso maestro espiritual indio Maharishi. El discurso, además de inspirador, es cómicamente genial. El video cuenta con subtítulos en español en la función closed caption.

Algunos fragmentos notables:

No puedo ser contenido porque yo soy el contenedor... Solía creer que lo que yo era terminaba en el borde mi piel, que me habían dado este pequeño vehículo llamado cuerpo con el cual explicar la creación, y aunque no podía haber pedido un mejor modelo, a fin de cuentas era uno prestado y debía ser regresado. Pero luego aprendí que todo lo que estaba afuera del vehículo también era parte de mí, y ahora conduzco un convertible...

El miedo va a tener un papel en tu vida, pero te toca a ti decidir cuánto. Puedes pasar toda tu vida imaginando fantasmas, preocupándote sobre el sendero que te lleva hacia el futuro, pero todo lo que jamás será es lo que ya está pasando aquí, y las decisiones que hacemos en este momento, que están basadas en miedo o amor.

Así que muchos de nosotros elegimos nuestro sendero disfrazando el miedo de pragmatismo. Lo que queremos realmente nos parece imposible y remoto y nos parece ridículo esperar lograrlo, así que nunca se lo pedimos al universo. Lo estoy diciendo, yo soy la prueba de que puedes pedírselo al universo -¡por favor!-. Y si no ocurre prontamente, es sólo porque el universo está ocupado entregando mi pedido. ¡Es un pedido tamaño fiesta!...

Pueden unirse al juego, pelear las guerras, jugar con las formas todo lo que quieran, pero para encontrar paz verdadera deben quitarse la armadura. Su necesidad de ser aceptados puede hacerlos invisibles en este mundo. No dejen que nada se interponga en el camino de la luz que brilla a través de esta forma. Arriesguen ser vistos en toda su gloria...

La pintura es una de las formas con las que me trato de liberar de las preocupaciones, una forma de detener el mundo a través de un involucramiento mental, físico y espiritual total. Pero incluso con esto viene una sensación de divina insatisfacción. Porque al final no somos los avatares que creamos. No somos las imágenes en la película. Somos la luz que brilla a través. Todo lo demás es sólo una cortina de humo. Una distracción, pero no realmente valiosa.   

Muchas veces he dicho que me gustaría que las personas lograran sus sueños de riqueza y fama para que se pudieran dar cuenta de que no es allí donde se encuentra la sensación de completud. Como muchos de ustedes, yo estaba interesado en ir al mundo y hacer algo más grande que yo, hasta que algo más grande que yo me hizo darme cuenta de que no hay nada más grande que mi ser. Mi alma no está confinada a los límites de mi cuerpo. Mi cuerpo está confinado dentro de lo ilimitado de mi alma -un único campo de nada que baila sin razón particular, excepto tal vez para entretenerse a sí mismo-. Cuando ese cambio te empiece a suceder, no estarás sintiendo el mundo, el mundo sentirá a través de ti -serás abrazado por él-. Ahora siempre estoy en el principio. Tengo un botón de reinicio llamado presencia y navego ese botón constantemente.

Esta es la voz del ego. Si la escuchas, siempre habrá alguien que parece estar haciendo las cosas mejor que tú. No importa lo que ganes, el ego no te dejará descansar. Te dirá que no puedes descansar hasta que dejes una marca indeleble en el planeta, hasta que logres la inmortalidad. Cuán engañoso es el ego que nos tienta con la promesa de algo que ya poseemos.

Se trata de sólo dejar que el universo sepa lo que quieres y trabajar para ello a la vez que dejas ir el cómo es que podría llegar a suceder. Tú trabajo no se trata de saber cómo es que va suceder eso para ti, sino simplemente abrir la puerta en tu cabeza y cuando las puertas se abren en la vida real, sólo caminar a través de ellas. No te preocupes si pierdes la señal. Siempre habrá puertas abriéndose. Siempre están abiertas. 

Y ya que estamos aquí, por qué no tomamos un riesgo en la fe...

Esto es lo más importante para una vida sana y satisfactoria, según diferentes estudios

AlterCultura

Por: pijamasurf - 01/18/2018

Muchas cosas están asociadas con una vida sana, pero esta las engloba a todas, impulsando al ser humano más allá de la adversidad

Más que comer bien, más que dormir bien, más que hacer ejercicio o tener relaciones íntimas, probablemente el factor esencial para una vida sana integralmente es tener sentido o propósito existencial. Esto había sido sugerido en la famosa cita de Nietzsche que se encuentra en El ocaso de los ídolos, que a grandes rasgos se traduce así: quien tiene un porqué encuentra un cómo. Y había sido reforzado por las ideas del doctor Viktor Frankl, autor de la logoterapia, en su libro El hombre en busca de sentido, donde expone que las personas que tenían un sentido existencial lograban superar la adversidad física y psicológica de los campos de concentración con mucha mayor efectividad. Esto empieza a sugerirnos el poder que tiene el ser humano para vencer todo tipo de adversidades cuando está motivado, tiene confianza en sí mismo y siente que existe de manera alineada a un propósito.

Hace unos días la revista New Scientist publicó una investigación en la cual se estudia cómo el sentido de propósito puede mantener feliz a una persona. Entre otras cosas se hace mención de cómo el sentido de propósito, es decir, saber o creer que vivimos para algo y que nuestra existencia tiene sentido, está asociado con la prevención de ataques cardíacos, evita la demencia senil, hace que los individuos duerman mejor, tengan mejor sexo y vivan vidas más longevas y satisfactorias. El artículo mantiene que es importante contarnos historias sobre cómo el universo tiene un sentido de propósito, aunque desde la perspectiva de la ciencia en realidad sólo somos efímeras colecciones de materia y energía en un vasto cosmos azaroso y sin significado. Sin embargo, esta idea materialista de la ciencia es también sólo otra historia que nos contamos. Así que no hay una razón realmente de peso para elegirla por sobre las demás. Por otro lado, una vida que siente el asombro de existir y se siente parte de algo más grande nos da una razón o motivación para afrontar la adversidad

El profesor de psicología de UCLA, Steven Cole, ha notado que existe una profunda relación entre el funcionamiento apropiado de nuestro sistema inmune y ciertos estados mentales. En un estudio, Cole intentó entender cómo la felicidad se correlaciona con la salud a grandes rasgos. En la investigación se midió el perfil de expresión genética del sistema inmune de un grupo de voluntarios y se relacionó ello con una evaluación de sus niveles de felicidad. Un mejor perfil de expresión genética significa una mayor respuesta antiviral y una menor respuesta inflamatoria. Cole dividió la felicidad en lo que llama una felicidad hedonista y una felicidad eudaimónica: "La felicidad hedonista es el estado de ánimo elevado que experimentamos después de un evento de vida externo, como comprar una casa", la eudaimonia es "nuestro sentido de propósito y dirección en la vida, nuestro involucramiento con algo más grande que nosotros", explica Cole. En el estudio se encontró una notable correlación entre la felicidad eudaimónica y un mejor funcionamiento del sistema inmune, no así con la felicidad hedonista. En otras palabras, el mero placer no nos brinda salud y satisfacción verdadera pero sí lo hace tener significado o propósito. Esto también sugiere que sólo la felicidad eudaimónica nos ayuda realmente a lidiar con el estrés y de alguna manera neutralizarlo.

Tomando esto en cuenta, la próxima vez que quieras paliar o combatir el tedio existencial comiendo comida reconfortante, viendo una película entretenida, checando tu feed de Instagram o tomando alguna droga y demás, mejor considera visitar a alguien que amas, ayudar a alguien que lo necesita, ponerte a trabajar en algo creativo, hacer una caminata contemplativa en la naturaleza o practicar una disciplina espiritual. La diferencia entre estas dos "medicinas" es la misma que entre tomar fuertes químicos con efectos secundarios y utilizar alimentos orgánicos como tratamiento.